castrismo Cuba soviética Cubazuela Cultura DD HH deporte disidencia economía EE UU-Cuba En Cuba España-Cuba exilio historia y archivo Internet & ITC

PD

historia y archivo

PD en la red

Salir como sea: tres mementos

  • pd
    Editor Jefe
  • ene 16, 201313:10h
  • 28 comentarios

Ahora que en la isla y el exilio se celebra, con diferentes tesituras, la derogación del infame “Permiso de salida” no está de más recordar algunas cosas que han hecho los cubanos con tal de escapar de Cuba. Tenemos, ya se sabe, un problema de memoria, y la euforia por el recobrado derecho al pasaporte puede hacernos descuidar el verdadero significado de la prohibición que rigió durante cinco décadas y que tantas víctimas costó. Los que se reseñan a continuación son tres intentos exitosos, casi milagrosos, de emigrar tras los cuales tenemos, sin embargo, una historia de víctimas en el intento. No olvidemos.

El polizón aéreo

El 3 de junio de 1969 Armando Socarrás Ramírez, de diecisiete años, y su compañero de estudios Jorge Pérez Blanco volaron de Cuba a España. Pero, a diferencia de los demás 143 pasajeros del vuelo 904, los dos jóvenes no viajaron dentro del DC-8 de Iberia, sino abajo, escondidos en el compartimiento del tren de aterrizaje.

Cuando los mecánicos del aeropuerto abrieron el compartimiento en Madrid, durante el servicio de rutina al avión después del vuelo, uno de los polizones, medio muerto de frío, cayó en la pista. Pérez había caído trágicamente del avión horas antes, cuando el piloto, alertado por las luces de control, había vuelto a sacar y meter el tren de aterrizaje; pero, de milagro, Socarrás seguía vivo.

Vestido sólo con camisa y pantalón, Socarrás había soportado durante nueve horas temperaturas de —40 grados Celsius, presiones atmosféricas de un cuarto de la que hay al nivel del mar y una severa falta de oxígeno, que provocó su inconsciencia durante casi todo el viaje. Cualquiera de estos factores debería haberle causado la muerte.

A 8800 metros de altitud Socarrás había sufrido condiciones que solo conocen los montañistas en los más altos picos del Himalaya. Pero cuando los alpinistas escalan esas cumbres, lo hacen poco a poco y pueden aclimatarse a la presión atmosférica decreciente. El avión en que viajó Socarrás se elevó a razón de 455 a 610 m/min.

El cubano fue llevado de inmediato al hospital y se convirtió en noticia de primera plana. Los desconcertados científicos sólo pudieron explicarse su sobrevivencia como un notable ejemplo de hibernación humana. Al descender la temperatura corporal, también disminuye el consumo de oxígeno. Al parecer, la de Socarrás se redujo justo lo adecuado. Sin congelarse, aminoró su consumo de oxígeno y así pudo sobrevivir con sólo una conmoción aguda.

Años después, recordaba así los detalles del viaje:

“Sabíamos que los aviones comerciales de salida rodaban hasta el final de la pista, paraban momentáneamente antes de dar media vuelta y después aceleraban estruendosamente por la pista para despegar. Llevábamos zapatos con suela de goma para ayudarnos a trepar por las ruedas y cargábamos con cuerdas para asegurarnos a nosotros mismos dentro del compartimento para las ruedas. También habíamos tapado nuestros oídos con algodón como protección contra los alaridos de los cuatro motores. Ahora estábamos tendidos sudando de miedo mientras la enorme aeronave giraba sobre sí cambiando de postura, el avión despegaba aplastando la hierba de nuestro alrededor. “¡Vamos a correr!”, le grité a Jorge.”
Corrimos sobre la pista y esprinteamos hacia las ruedas de la parte izquierda del avión momentáneamente parado. Cuando Jorge empezó a trepar por los neumáticos de 42 pulgadas de altura, vi que no había espacio suficiente para ambos en un solo compartimento. “¡Probaré en el otro lado¡”, grité. Rápidamente, trepé por las ruedas de la derecha, me agarré a una punta y, girando y retorciéndome, me empujé a mí mismo dentro del oscuro compartimento. El avión empezó a rodar inmediatamente y me agarré a alguna maquinaria para evitar caer. El estruendo de los motores casi me ensordece.
Cuando empezamos a ser transportados por el aire, las enormes ruedas dobles, todavía ardiendo por el despegue, empezaron a plegarse en el compartimento. Intenté allanarme a mí mismo contra la cabecera, mientras se acercaban más y más entonces, desesperado, las empujé con mis pies. Pero presionaron fuertemente hacia arriba, apretándome aterradoramente contra el techo del compartimento.
Justo cuando sentía que iba a ser aplastado, las ruedas se bloquearon en su sitio con las puertas de la plataforma bajo ellas cerradas, hundiéndome en la oscuridad”.

El caso de Socarrás es uno de los pocos exitosos en una larga lista de cadáveres cubanos que hicieron intentos similares. El más reciente fue el caso del joven Adonis G.B., de 23 años, que apareció muerto el 13 de julio del 2011 en el tren de aterrizaje de un avión de Iberia procedente de La Habana.

Los camionautas

Es tal vez el caso más conocido y emblemático de la férrea voluntad de los cubanos por emigrar a cualquier precio, haciendo uso del ingenio y de todos los recursos a mano. La historia que ha dado temas a numerosos reportajes y documentales, es más o menos como sigue.

En julio del 2003 dos amigos, Luis Grass y Marcial Basanta, decidieron adaptar un camión Chevrolet de 1951 (de 6 cilindros) y convertirlo en singular vehículo anfibio. Así, lo equiparon con flotadores gigantes y una hélice conectada al cardán, entre otras modificaciones. El 15 de julio de ese año Grass y Basanta se lanzaron al mar. A 14 millas de cayo Isla Morada, la Guardia Costera norteamericana los descubrió, apresó a los navegantes y hundió el vehículo. Fueron entregados a las autoridades cubanas.

Al año siguiente, en el verano del 2004, Grass (que trabajaba como mecánico y había hecho estudios de ingeniería naval) volvió a intentarlo al volante de un viejo Buick adaptado, que corrió la misma suerte en manos de los guardacostas tras el rescate de sus ocupantes. Grass, su esposa y su hijo permanecieron varios meses refugiados en la Base Naval de Guantánamo y después fueron trasladados a Costa Rica, donde vivieron hasta mediados de febrero del 2005. Decidido a llegar a Estados Unidos de cualquier manera, Grass y su familia (la esposa Isora Hernández, y el hijo de ambos, Ángel Luis, de 5 años) viajaron durante 24 días por Nicaragua, Guatemala y México hasta llegar a Matamoros, en la frontera con Texas, y solicitar asilo político.

El pionero de la “carronaútica” cubana, sin embargo, es Rafael Díaz, que en 1994, durante la llamada “crisis de los balseros”, adaptó un Buick de 1948 para escapar con su familia de la isla. El carro anfibio tuvo problemas eléctricos y tuvieron que regresar a tierra. Pero Dí­az escapó de nuevo en el 2005 con su esposa e hijos a bordo de otro camión balsa, un Mercury 1948, adaptado para la travesí­a marí­tima. Fueron capturados a escasas millas de Cayo Hueso y retenidos temporalmente en la Base de Guantánamo, pero las autoridades estadounidenses les permitieron viajar pocos días después a Miami porque tenían visas de inmigrante. El Mercury 1948 anfibio también fue hundido por la Guardia Costera.

En el 2007, ya en el exilio, Grass (que había encontrado un trabajo estable en uno de los concesionarios Maroone Chevrolet), buscó la ayuda de Basanta y Díaz para construir —a un costo aproximado de 70 mil dólares— una réplica del camión-balsa en el que habían hecho su primer viaje. El vehículo fue bautizado “Libertad” y exhibido, con gran algarabía, a lo largo de la Calle Ocho, en Miami. “Yo creo que si Cuba llega a ser libre una vez, con mucho gusto nos vamos a ir en el camión y vamos a entrar por la marina Hemingway como entran los yates”, declaró Luis Grass a la BBC. Mientras tanto, propuso, su camión debía ocupar un lugar en un museo, “en un lugar donde se reconozcan los méritos de tanta gente que se ha ahogado en el estrecho de la Florida”.

La mujer-paquete

Sandra de los Santos es mi heroína particular en esta larga historia de voluntades por traspasar la frontera de la isla. En mayo del 2004 esta estudiante de Derecho abandonó Cuba rumbo a Nassau, en Bahamas. Tres meses después, el 24 de agosto, se envió a sí misma por correo a Miami, un viaje durante el cual permaneció unas seis horas, doblada como un ovillo, en una pequeña caja de madera, originalmente diseñada para motores de barco, que fue despachada por la empresa de envíos internacionales DHL a una dirección en Miami —para evitar sospechas ésta correspondía precisamente a un taller de barcos.

En una entrevista, De los Santos explicó que había concebido todo el plan desde la isla y ahorró durante 4 años para poder emprender un viaje que le podría haber costado la vida. Una persona, cuyo nombre no quiso mencionar, la ayudó en todo el proceso. Otra entrevista con los detalles de este asombroso caso puede ser vista aquí:

En noviembre del 2005, tras 15 meses de proceso, un juez de inmigración dictaminó que Sandra podía quedarse en EE UU, ya que corría el riesgo de persecución política si era enviada de regreso a Cuba.

28 respuestas
Comentarios

  • [...] "CRITEO-300×250", 300, 250); 1 meneos   Salir como sea: en el tren de aterrizaje de un avión, enviandose a sí misma por correo, en un cami… http://www.penultimosdias.com/2013/01/16/salir-como-sea-tres-mem…  por neyla hace [...]

  • Cagüentó, Ptolomeo e Intransigente dice:

    Una de las salidas mas exitosas y muy arriesgada ademas, y que entiendo deberia mencionarse, fue la que protagonizaron la esposa e hijo de Orestes Lorenzo, el piloto de Mig que habiendo escapado antes con un avion militar, luego le tomo la palabra al hermanisimo cuando este lo reto diciendole que si habia tenido cojones para llevarse un avion, que los tuviera para ir a buscar a su familia y asi lo hizo. Con una avioneta aterrizo en la carretera que lleva a Varadero y alli recogio a su familia y regreso exitosamente a los cayos, escabulliendose entre los vacios que los radares cubanos y americanos no cubren.

  • scrutinizer dice:

    Cuando se ve al fin vencido por las evidencias, dice entonces el payasón JJ que Soljenitsyn está mintiendo…lol. Y para colmo de los colmos, se atreve a decir que “nada de extraño tendría”.
    Creo que lo que este individuo necesita es un buen jarabe de moringa…para no decir otra palabra parecida.

  • Gabriel dice:

    José Julián,

    Justamente porque las fuentes de información —sean cuales sean— no son nunca completamente fiables, se ha inventado eso del “libre flujo de información.” Así podemos contrastar informaciones de varias fuentes.

    Lo digo pensando que ya va siendo hora de que dentro de Cuba existan fuentes de información legales alternativas a las del gobierno revolucionario.

    No me refiero a un boletín parroquial. Me refiero a periódicos, radios y televisiones que no dependan del gobierno cubano, sino de los cubanos que decidan libremente pagar por ellos y consumirlos.

  • José Julian dice:

    Ea, Francotirador,
    pues retiro lo dicho y sanseacabo. Parece que esta usted en lo cierto. Mea culpa. Que al mejor escribano se le va un borrón. No obstante, me suena todavía a tupe, esta vez por el mismísimo Soljenitsyn, que nada de extraño tendría. Pero nada, retiro lo dicho. Se escaparon y bien. Y llegaron a pie desde Siberia a Austria, que la vida esta llena de milagros.

    OMU,
    Me alegro que corrobore usted esa sospecha mía, del tremendo traumatón de los fiñes de los exiliados. En cualquier caso tanto a los de adentro como a los de afuera nos cogió la rueda. Pero a ustedes los magullo un poquito mas. No me cae usted mal porque no la conozco. Estoy seguro que si la conociera personalmente haríamos buenas migas, pa que vea.

    Caguento,
    a que se refiere usted con eso de “zancadillas pseudointelectuales?” Esta tratando de ofenderme? Yo no simpatizo con “aquello”, dios me libre, ni soy troll ni comuñanga. En fin nada, que como ya me están cayendo en pandillita mejor me termino de tomar mi batidito de guanabana y voy a ver que están poniendo en el multiplex de por la casa.

  • ADVIL PM dice:

    Pues yo hubiese preferido el desarraigo de OMU a temprana edad al adoctrinamiento pioneril para al final desarraigarme igualmente con 20 y pico de anos, lo cual es mas duro todavia.

    Sin embargo, JJ, despues de tantos anos que ya puedo contar en decadas fuera de Cuba, considero ese desarraigamiento positivo: tengo una vision del mundo mas amplia, soy la persona que decidi ser y no la que me querian imponer que fuera, y las palmas de Miami son tan bellas como la de un campo de Cuba, con la diferencia que la de aqui viene rodeada de un entorno limpio, gente ocupadas en lo suyo (echar para alante), no hay CDR chivateando, la verdadera comida cubana y toda la internacional que quieras, y con el pasaporte americano (que solo se renueva cada 10 anos) no necesito visas para viajar a la mayoria de los paises del mundo.

    Asi que, QUE VIVA EL DESARRAIGAMIENTO!

  • scrutinizer dice:

    De eso se trata precisamente, ¡PROHIBIDO OLVIDAR!

  • Miguel Iturralde dice:

    José Julián,

    Mira, mi comentario partió de la manera en que descalificaste al Francotirador porque en síntesis, según tu opinión, su fuente de información es el History Channel. ¿No son los tres casos ilustrados en este artículo prueba contundente de lo que son capaces los seres humanos para escapar de un sistema que los aplasta? ¿Recuerdas la película The Killing Fields?, ese filme le tiró al mundo crudamente en su cara la barbarie de ese experimento comunista que fue la Kampuchea de Pol Pot. Tú dirás que fue exagerado por los cineastas yumas, ¿y acaso eso diminuye el sufrimiento real padecido por el médico en el cual se basó la historia y que había recorrido la Seca y la Meca denunciando lo que sucedía en Cambodia?

    El otro día dijiste algo sobre los logros de la Revolución y alguien te preguntó que citaras alguno. No estoy seguro de que hayas respondido pero aquí tienes uno: que después de cincuenta y tantos años los cubanos tengan el derecho de viajar sin trabas al exterior. Bueno, algo es algo, no hay un vaso de leche pero se puede viajar, un derecho que la mayoría de los ciudadanos de muchos países ni se cuestionarían.

    El dueño de este espacio, con quien tengo más diferencias de opinión que similitudes pero a quien respeto, hace muy bien lanzando estas cosas al ruedo. Para los que ahora van a ensalzar al Régimen como los grandes reformistas, bienvenidas las reformas, pero PROHIBIDO OLVIDAR.

    Tú obviamente simpatizas con aquello y a mi francamente me importa un pepino angolo. Ese es tu derecho y por lo tanto no tengo miramientos al respecto. Lo que sí tenemos que aprender todos los cubanos es separar las opiniones expresadas de la persona que las emite. Refuta la idea pero no ataques a la persona, y más cuando están apoyadas en presunciones tuyas… que éste se informa por la televisión yuma, que la otra está traumatizada. ¿Qué sabes tú?

    By the way, un polaco nombrado Slawomir Rawicz internado en un campamento para prisioneros de guerra después de la II Guerra Mundial, narró en un libro su escapatoria junto a otros cuatro polacos, en una travesía a pie que los llevó desde Siberia hasta Mongolia. Otros polacos que estaban en el mismo campamento alegan que Rawicz se apropió de la gesta de los verdaderos fugitivos, pero en fin, sí parece que un polaco se escapó de esos precursores de los Cub Med que fueron los campamentos de la Gulag.

    Saludos.

  • scrutinizer dice:

    Lo que dice Iturralde, ya yo lo había dicho anteriormente. El payasón JJ no es más que la “agentica trotadora” con otro nick. Tienen la misma forma de escribir, con los mismos arrebatos del solar.

  • omu dice:

    JJ, tiene toda la razón, soy una traumatizada, y además, le caigo mal, cosa común porque la verdad es que soy tremenda pesada. Pues alabao sea ud. tan poético y siempre subido a la fogosa bestia Baconao, tan acertado siempre, sus traumas patrióticos tan bien analizados y resueltos. Bendito sea ud. entre todos los penultimeros y lleno sea de falta de gracia, digo, desgracia.

    Y… ¿no sería el nombre del tal primer caballo patriótico Vacunao?

  • Francotirador dice:

    Jose Julian,
    Si no fueras tan cerrado y quizas tan ideologo, hubieras leido el Archipielago Gulag de A. Solzhenitsyn que esta disponinble en español y en muchos otros idiomas, y alli leerias acerca del ZEK que se escapo del campo del GULAG junto con otros ZEKS y atraveso la URSS a pie.
    Lo mas extraño y simpatico del caso es que el muy estupido llego hasta Austria y en 1948 tentado por querer hacer un cambio creo de dinero facil, se metio en el lado sovietico de Viena y alli lo pescaron y lo regresaron a la URSS.
    La razon por la cual sabemos hoy la historia es porque el mismo la conto cuando lo trajeron de vuelta al campo en la Siberia. Alguien que fue un antiguo prisionero de los campos tambien le conto la historia a A. Solzhenitsyn y este lo verifico con el ex-prisionero y lo incluyo en su magnifico y excelente libro.

  • José Julian dice:

    OMU
    leído su comentario, entiendo que arrastre usted un trauma desde su infancia. Lo que cuenta es bastante peor que haber sido pionero en Cuba, mas desgarrador, vaya. Los que nos quedamos en Cuba (por nuestros padres) y fuimos pioneros pues estamos mucho mas enteros que muchos de los que se fueron a ese exilio de desamparo. No culpo a sus padres que seguro pensaban que actuaban correctamente, pero el resultado esta a la vista: los “loquitos” y desajustados (no me refiero a usted) dan al pecho entre esos hijos del exilio. Me he encontrado con cada uno… Por otra parte, coincido con usted en que puede ser vista como una tragedia de ambas partes, pero si me pregunta usted, creo que para ustedes fue mas traumatico dar tumbos por el exilio de la mano de sus padres (como al parecer fue su caso) que para nosotros quedarnos en Cuba y hacernos pioneritos. Esto ultimo se quita mas fácil, vaya, es mas tratable.

  • José Julian dice:

    Miguel,
    Gracias, te agradezco el cumplido. Mis comentarios son, con mucho, los mas atinados y sagaces, en eso estoy completamente de acuerdo contigo. De ahí el efecto catalítico al que te refieres. Ya me lo habían dicho otras personas. De todos modos, gracias.

  • Cagüentó, Ptolomeo e Intransigente dice:

    Amigos, no se dejen dar cuerda por los trollers. Yo estoy retirado y no hago mas que observar la bolsa de New York y leer para mantenerme ganando dinero sin trabajar a costa de los demas, por eso tengo tiempo extra para dedicarme a leer este buen blog. Pero esos nuevos agentitos parece que lo unico que hacen y por lo que reciben sus beneficios economicos o sexuales aberraciones, es estar poniendo zancadillas seudointelectuales en este block para desacreditarlo, apartar a los comentaristas de la esencia del frecaso de su robolucion e ideas politicas que se exponen con las rebelaciones que Ernesto hace a traves de su blog y éste, pecando de democratico e imparcial, les permite y publica sus sandeces. Yo como intransigente no les diera tribuna pero eso ya caeria en la censura y por lo tanto seria una contradiccion con nuestros principios.
    Lo que hago yo es que nada mas veo el seudonimo que utilizan, obvio leer lo que dicen y no gasto nueronas en contestarles ni tratar de abrirles las entendederas. Piensen antes de caer en la trampa. La mejor arma para combatirlos por esta via: ningunearlos. La optima seria poder caerles a tiros pero la violencia no es political correct ultimamente.

  • Miguel Iturralde dice:

    Caramba José Julián, consulta bien con tus “superiores” sobre cómo contestar los pepitazos de omu y El Yoyo. Debo confesar que tu presencia por estos lares ha tenido un efecto catalítico muy estimulante, aunque a veces tienes un tufillo a la ¿Qué tal? reciclada en bloguero un poco más refinado. Saludos.

  • José Julian dice:

    Me refería exclusivamente al tupe del yuma que se escapo del Gulag a pie y atravesó la URSS, etc. Nada dije de los alemanes. Por que quieren siempre endilgarme cosas que no dije? No entiendo nada. Y si que son tremendos tuperos en The History Channel. Si ves los programas sobre la IIGM, fueron los yumas solitos los que se comieron a los alemanes. Sin embargo, en toda la IIGM los yumas tuvieron 400 mil bajas. Los alemanes 7 millones de y los bolos muchos mas. Ah, pero The History Channel es yuma y hay que hablar de sus bajas, lo que me parece muy bien. Pero no quiere decir que no sea sesgado.

  • omu dice:

    Llevábamos unos 6 meses en Madrid cuando lo “del muchacho en la rueda del avión”. Recuerdo el espanto en el rostro de mi madre al enterarse. Y luego fuimos a una misa que le hicieron al q se cayó, donde aplaudieron al sobreviviente por mucho rato. Todos los adultos lloraban y yo niña recuerdo haberme sentido muy desamparada entre tanto llanto, las mujeres gimiendo y los hombres haciéndose los que no… Era 1969, y apenas dos meses después, un hombre libre pisaba la Luna y nosotros los cubanos “en terceros países” en el limbo, agarrados a la rueda de cualquier avión Y muchos de Uds. eran ya “pioneros por la revolución” o casi ya iban a serlo. Nuestra historia de miedo y mierda. Mala combinación.

  • el_yoyo dice:

    Una de las cosas que más impresiona aún hoy de Alemania es el trauma que significó la división del país y los intentos de escapar hacia el oeste .
    Tuve la oportunidad hace años se hablar con una señora mayor que ponia flores ante una tarja en una calle cualquiera de Berlin. Alli habían acribillado a su hermano en los 60. He conocido personas que atravesaron la frontera hacia la RFA desde Austria a donde habian llegado a traves de Hungría. De esos hay miles aún en estas calles.
    José Julián, Cuando hablas con gente que cuenta las cosas en primera persona te das cuenta que el History Channel se queda corto.

  • Gabriel dice:

    José Julian,

    Los 270 alemanes que murieron intentando cruzar el Muro de Berlín no son ningún invento de Holywood.

    Es algo inaudito. Uno puede entender que se dispare sobre alguien que intenta entrar en un país. Se puede tratar de una invasión extranjera. Pero es inconcebible que se mate a alguien que no es ninguna amenaza por intentar salir de un país.

    Tengo que añadir que los guardias fronterizos de Alemania Oriental tenían su humanidad. En su inmensa mayoría fallaban a propósito los disparos para no tener que matar a sus compatriotas.

  • ADVIL PM dice:

    Asi que History “Chanell”, Jose Julian???
    Escapate tu de la Gulag que te tiene embrutecido!!!

  • Anónimo dice:

    Si, José Julián, lo correcto es leer el Granma.

  • scrutinizer dice:

    ¿Y a quién vamos a creerle…al payaso JJ?

  • José Julian dice:

    Eso del tipo que se escapo del Gulag en Rusia es de una pelicula de Hollywood, Francotirador, no lo crea. Es un tupe hollywoodense. Lea y no mire tanto History Chanell, que no se le puede creer a todo lo que los paquetes que los yumas meten ahi.

  • Francotirador dice:

    Todas estas historias son muy parecidas a la de los alemanes de la RDA cuando querian escapar a Occidente. Los chinos tambien durante la epoca de Mao Tse-Tung escapaban de su pais nadando hacia Hong Kong por la bahia. Los rusos hasta tuvieron un tipo que se escapo del GULAG y camino hasta Austria cruzando varios paises a pie.
    Todos estos seres humanos tenian un solo deseo y un proposito: ser libres y escapar del maldito comunismo, el cancer de la humanidad.

  • kalida jelnandes dice:

    felicidades por ayudarnos a no olvidar….. que quede constancia…..

  • ADVIL PM dice:

    Recuerdo ahora a un muchachito que en 1990 llego a Miami en su tabla de surfing. Le habia adaptado una tabla que le permitia recostar el cuerpo durante la travesia.

  • matronize