castrismo Cuba soviética Cubazuela Cultura DD HH deporte disidencia economía EE UU-Cuba En Cuba España-Cuba exilio historia y archivo Internet & ITC

PD

disidencia

PD en la red

A la mejor calidad de una sombra

  • nov 30, 201223:29h
  • 2 comentarios

Mi blog tiene hoy 4 días de retraso, pero tuve la fortuna de estar presente la noche del pasado lunes en la entrega del premio Tolerancia plus al padre Conrado, en la casa de Antonio Rodiles, a las pocas horas de su liberación.

La libertad de Rodiles fue sin duda el acontecimiento más importante de toda la semana y el más esperado por sus amigos. Más delgado y con una media luna negruzca debajo del párpado inferior izquierdo por el hematoma que le causó la golpiza, Rodiles regresa a su casa como el hermano mayor que viene de la guerra y en alguno de sus bolsillos trae una estrella que anuncia el éxito de la luz.

Esa noche trajo el perfume de otras noches de antaño, cantos guerreros desde otra dimensión del tiempo, cuando el padre Conrado leyó las palabras que había preparado para la ocasión. Martí reposando como una mariposa nocturna sobre la noche del lunes, abriendo el espíritu de los allí reunidos como para recibir el rocío; que, si viene de la noche, siempre es el rocío que trae la sombra del Espíritu Santo: el de las posibilidades infinitas.

El padre Conrado entregó a su vez a la custodia de Ofelia Acevedo, viuda de Osvaldo Payá, el premio conferido por varias organizaciones encabezadas por Nuevo País. Era la segunda vez que veía a la viuda y que me acercaba a ella, siempre tengo que reprimir el deseo de llorar por su pérdida y la nuestra.

Admiré a cada una de las personas congregadas allí. Me parecía estar siendo testigo de una velada histórica. Más allá del resultado de nuestras acciones, del castigo con que el régimen pretende intimidar, y hasta aniquilar, a quién ose oponérsele, de negarnos por la violencia el respeto que nos deben y del intento de ningunearnos. Más allá del éxito o del fracaso siempre temporal en un Universo regido por el cambio que a ellos les vendrá como un tsunami que los arrase y le dé a cada uno la retribución justa de sus acciones, sentirse en el lugar correcto, estar segura de que Dios está con nosotros, me confirmó esa noche en un lugar de mi ser que me hace detener la estera del tiempo y sentir que estamos a salvo.

Lilianne Ruiz
La Habana

Publicado en
2 respuestas
Comentarios

  • scrutinizer dice:

    Muy buen análisis de Trelles, eso es muy cierto lo que dice.
    Me gustaron también las tremendas sabias palabras del padre Conrado en ocasión del evento.

  • “…el cambio que a ellos les vendrá como un tsunami que los arrase y le dé a cada uno la retribución justa de sus acciones”

    “…estar segura de que Dios está con nosotros”, ¨…y sentir que estamos a salvo”.

    Lo dice el refrán popular: “En la confianza está el peligro”.

    Hay muchas maneras por las que el régimen puede continuar en muchas de sus variantes. Hay muchas posibilidades hasta de que el mismo se vuelva “democrático” como tantas seudodemocracias que padecemos.

    Hay muchas posibilidades de que Cuba puede “cambiar” en las que estaremos igual o peor.

    La *actividad efectiva* para desarrollar los componentes imprescindibles de la Cuba que necesitamos es también imprescindible.