castrismo Cuba soviética Cubazuela Cultura DD HH deporte disidencia economía EE UU-Cuba En Cuba España-Cuba exilio historia y archivo Internet & ITC

PD

disidencia

PD en la red

El árbol de los deseos

  • jul 28, 201212:47h
  • 14 comentarios

La desesperada situación del pueblo cubano está favoreciendo en estos días un tipo de razonamiento sobre el que me gustaría llamar la atención.

Yo creo que es muy peligroso sustituir un reclamo de democracia (que corre el riesgo de parecer demasiado abstracto, lo reconozco) por reclamos específicos (Internet para todos, Reforma Migratoria, vaso de leche para todos, etc). Es decir, ponerse ahora a escoger si es mejor que pidamos que el gobierno autorice a sus ciudadanos para conectarse al cable adsl venezolano, o si en cambio el reclamo a favor de la reforma migratoria tendría más posibilidades de movilizar… cosas de esas. (En realidad, ya sabemos que sin democracia real —o incluso con ella— Internet puede ser censurado y la cacareada Reforma Migratoria, si la hacen, siempre tendrá excepciones).

Ilustro con una anécdota del “modelo chino”. Leía hace poco que el sociólogo Gerard Lemos consiguió la aprobación del Partido Comunista Chino para poner en marcha una iniciativa en Chongqing, la municipalidad de Bo Xilai, el político neomaoísta recién defenestrado, que consistía en lo siguiente: un “Árbol de los Deseos”, donde la gente colgaba unas boletas anónimas que se habían repartido previamente con un cuestionario acerca de las inquietudes y aspiraciones de la población. (Bueno, el asunto estaba mejor pensado: el “árbol de los deseos” es una tradición asiática —como nuestra ceiba—, había una comisión que analizaba las boletas, los segurosos chinos se dieron banquete, etc).

Los resultados de la encuesta hacen pensar. La gente no pedía democracia, ni nada por el estilo. Buscaban seguridades básicas en su vida cotidiana, el acceso a la salud, la educación y los derechos sobre la tierra. También querían un retorno al modelo confuciano de familia estable que se ha visto en crisis por el uso de drogas, la prostitución y la deuda.

Imaginemos por un momento los pedidos que se colgarían en una eventual “Ceiba de los Deseos” cubana. Sospecho que con lo erosionada que está nuestra sociedad civil, el reclamo democrático de un cambio político quedaría avasallado por el populismo de los “pequeños deseos”. Lo que quiero decir es que si, en busca de un mayor pragmatismo, la oposición cubana se desvía por el camino de la reforma, de las reivindicaciones específicas que cubran todo lo que anda mal en la isla, se perderá algo esencial —y además, tendremos que competir, en desventaja, con el discurso del propio gobierno y su resbalosa retórica.

Hay que defender las reformas prometidas que no llegan, sí, pero también hay que ir más allá: defender la democracia, por abstracto que parezca. Defender derechos civiles y políticos en un marco democrático que sólo se puede conseguir con un cambio radical del sistema. Ese es, a mi juicio, el gran mérito de proyectos alternativos recientes dentro de la isla como Estado de SATS o los videos de Eliécer Ávila, bajo el título “Un cubano más”.

Puede que ello cueste lo suyo en términos de consenso. Una alfabetización política requiere siempre más tiempo y más esfuerzo que el populismo. Pero mi experiencia en ese sentido es que tras cinco décadas de castrismo, la gente tiene tanta inercia —y tanto miedo— que tampoco se lanza a la calle por reclamos específicos. El idealismo, o al menos, cierta dosis de éste, sigue haciendo falta para conseguir la movilización. Vayamos a por el Cambio, no por los cambios.

Ernesto Hernández Busto
Barcelona

Publicado en
,
14 respuestas
Comentarios

  • oscar canosa dice:

    Nadie es bobo, pd. Cuando el Pueblo de Cuba dice que quiere un Cambio, se refiere a los Castro, y no importa el que venga atras.

  • Anónimo dice:

    @OM
    siga mi consejo, váyase a Cuba, al menos de visita. Ya verá como se le pasa el encabronamiento. No les de el gusto. Vaya y véalo todo con sus propios ojos. Cuba es un desastre, es verdad. Pero hay mas que eso. Que es lo que la dejará a usted en paz.

  • sonora y matancera dice:

    claro que estoy de acuerdo con lo que dices, pero… ¿cómo llegamos al Cambio? aquí afuera, no tenemos la respuesta. planteamos y queremos apoyar toda iniciativa que nos guste de los que se atreven desde adentro, porque como dice OLPL en este recuento http://www.diariodecuba.com/cuba/12276-p-president-mi-paya-personal
    somos una “diáspora” cada vez más desesperada… para muchos de nosotros también existe el reloj biológico que tanto deseamos se les funda a los CC. yo personalmete sé que si me muero sin ver un verdadero cambio sans CC en la isla voy a llevarme el encabronamiento al infierno, que es supuestamente el lugar donde va gente como yo, donde pienso hacerle la estancia a cuanto hp cubano me encuentre.

  • Anónimo dice:

    Repito otra vez: Yo_yo en talla, Yo_yo en talla! Estoy 100% de acuerdo con lo que dice, comparto todos sus argumentos.
    Aunque me ha gustado el texto de PD, la verdad. Pero el Yo_yo está en talla!

  • el_yoyo dice:

    A mi entender ninguno de los dos caminos es correcto.

    La disidencia ara en el mar hablando en términos tan abstractos. Cómo explicarle el concepto de libertad a alguien que no la conoce? Y sobre todo están peleando en una lucha muy desigual: su mensaje no pueden llevarlo a la gente. A Eliécer lo conocemos fuera de Cuba, pero dentro es un desconocido. Como en el boxeo, gana el que da y no recibe. Los disidentes están a merced de violencia (mítines de repudio) campañas de desprestigio en los medios y si la cosa se va de las manos, siempre pueden tener un accidente. En esas condiciones, su labor no pasa de aportar mártires desconocidos.

    En cuanto a las reformas, aunque son un respiro, el gobierno es quien tiene la última palabra. Además de mantener a la gente entretenida y con la falsa ilusión de que tienen voz y voto.

    A mi entender, el problema cubano es la incapacidad de unos y de otros de escoger una estrategia ganadora y concentrarse en el punto más débil de la Revolución: la economía.

    Económicamente el gobierno es débil y sólo se mantiene haciendo más pobres al pueblo que somete. Un hombre hambriento es manipulable, dócil, presto a aceptar cualquier verdad con tal de llenar el estómago hoy. Es humano.

    En ese caso el bloqueo americano es claro en su estrategia, pero ha errado el objetivo haciendo más pobres a los pobres y haciéndolos más dependientes del estado.

    A mi entender el único camino es romper la dependencia economica del ciudadano del estado. Sólo es libre cuando se es libre económicamente. Una vez saciadas las necesidades elementales o con la posibilidad de hacerlo, un hombre comenzará a pensar más allá del “¿qué voy a comer está noche?” para ocuparse de conceptos tales como libertad, derechos, etc.

    Promoviendo proyectos como Yagruma o la WIFI de largo alcance, se puede socavar la dependencia.

    No hay que tener miedo de que a corto plazo el gobierno gane y hasta llene sus arcas. A mediano plazo el país se vuelve ingobernable. Cuando claramente ese hasta ayer hambriento hombre vea quién es el obstáculo y tenga que escoger entre seguir progresando y volver al hambre, la cosa cae por su propio peso. Como dice el dicho: es fácil sacar el monstruo de la caja, pero es imposible meterlo

  • Fidel.Gusano dice:

    Muy interesante el punto que toca Ernesto y que remata Trelles…
    Sintetizando y siempre desde mi punto de vista, Ernesto dice que pedir la libertad a pedacitos, poquito a poquito, es caer en una trampa y yo agregaría, un retroceso…Trelles dice…y cómo hacemos el día después ?..sin gente preparada.
    Fíjense que es el mismo dilema de la Primavera Arabe, el día después…Ya hoy día las potencias andan más cautelosas y no tan alegremente te regalan una costosa “intervención extranjera”…
    Creo que subyace el temor a lo desconocido en ambas partes….
    Ricardo Trelles me hace pensar en una “escuela” para formar gente educada en temas como la administración democrática de los estados emergentes, una Universidad donde se formen líderes, tecnócratas de la decencia que nos ayuden a barrer la injusticia y las barbaridades que se cometen en paises como el nuestro.
    Un post secillito pero con substancia…
    By the way, y por qué no traduces a los comentaristas también ?…
    Anda..(Yo pikin inglish pero todavía no lo escribo bien…cállate).

  • Fidel.Gusano dice:

    Yo apuesto y trabajaré siempre por la “abstracción” que menciona Ernesto que no es más que conquistar lo que simplemente nos pertenece montados en una plataforma realmente creible, que no es el Gobierno de los hermanos Castro. Absolutamente.
    Ya perdieron su “credibilidad” en Cuba y fuera de Cuba, cualquier maniobra puede que les conceda un tiempo extra pero al final, tal y como la Historia enseña, no se sadrán con “la suya”….
    Pienso Ernesto, que sucederá por generación espontánea, cualquier día de estos….
    Y un nuevo Gobierno, súbitamente le ofrezca a nuestro maltratada gente un Arbol Gigante donde colgar sus sueños…la Democracia.

  • german dice:

    se que cuba es el pais que mas se ha demorado en salir del comunismo ,pues no tiene fronteras y fue el primeroen amerca latina .pero se que cuando salga del sera el que no lo querra ver ni en pintura , creo que caera en manos de eua como fruta madura como dijo un senador , el trabajo de fidel ha sido ese , ese essu legado el pais mas anticomunista y aliado de lo eua del mundo

  • Pan con gorgojos dice:

    Para mi la palabra clave no es tanto “CAMBIO” como “RESPETO.” Respeto a la Constitución (aunque sea de ellos), respeto a los acuerdos firmados (por ellos), a la conducta internacional aceptada (por ellos). A las vericuetenses interpretaciones del idioma (definiciones inventadas por ellos) El gobierno que respeta a sus ciudadanos de verdad y no de la boca para afuera automaticamente respeta los derechos humanos, se preocupa porque la gente coma adecuadamente, tenga cuidado de la salud, educación, ets. El gobierno que solo se preocupa por su viabilidad como controlador absoluto de todo, solo busca excusas para su ineficacia (comprobada durante mas de 50 años de retroceso en el vivir diario del cubano hasta llegar a la miseria en todo nivel) no es un gobierno de respeto, basicamente es un atraco a mano armada. Una cosa conduce a la otra. En realidad no necesitamos Cambio lo que necesitamos es Respeto. Lo demás viene solito.

  • La “democracia” para Cuba sigue siendo un concepto abstracto, vago, ¡porque nunca se han dado los pasos para concretarla!

    ¿Dónde están los ejecutores de esa democracia (los polìticos capaces y honestos, que llegarían a ser funcionarios capaces y honestos, que necesitamos)? ¿Dónde los proyectos reales y convincentes que ejecutarían? ¿Qué se hace para desarrollarlos? ¿Quiénes siquiera hablan de su necesidad?

    Al régimen que nos controla al País no hay que pedirle cosa alguna. A la gente hay que darle razones para no depender de él.

    ¡El régimen se desmorona si desarrollamos su reemplazo!

  • German dice:

    Bravo Ernesto,..una vez mas!!!!

  • Maniel Rodriguez (Bcn). dice:

    Es mi humilde opinión y basada en el total respeto y mas en estos días después de los hechos acontecidos que a veces los disidentes de la isla divagan mucho sobre problemas que en general si se resolviesen no ganarían practica mente nada los cubanos de la isla.

    Cual son los problemas la falta de jama en Cuba, el libre acceso a Internet, la falta de piezas para arreglar los chivos chino o la mas grande que los artistas, deportistas y un pequeño grupo de profesionales puedan ejercer su profesión en el exterior y seguir con el relajo de la entradera y salidera del país y seguir creciendo las desigualdades de los que tienen acceso al fula o no.

    La disidencia cubana se debe haber dado cuenta que hay qie ir al grano fomentar la libertad en Cuba, pedir una vez y otra vez el cambio político de la isla y intentar llamar la atención internacional sobre todo la de los EEUU que son los que verdaderamente tienen la llave a nuestro problema.

    Cuando en Cuba se recobren las libertades individua les y colectivas, el respeto a los derechos humanos elementales entonces se irán arreglando las demás cosas y como consecuencia llegara el desarrollo económico que estoy seguro que sera del carajo.

    Sigamos con videitos y con la intención de hacer que el mono baile pacíficamente eso no sera hasta 50 años mas por que a sentarse y a esperar tranquilo.

    Mis respetos para las personas que de una manera u otra intentan cambiar el fururo de nuestra isla de mierda.

  • Eso: Vayamos a por el Cambio, no por los cambios!

  • RC dice:

    Buen razonamiento. Pero además, el gobierno cubano siempre va a estar en mejor posición para aflojar la correa con sectores específicos (artistas, intelectuales, campesinos…) y maniobrar desde reivindicaciones específicas. A ellos la división les funciona, y hasta pueden soltar migajas. A lo que le tienen terror es a un reclamo de cambio de sistema, si se le juntan tres mil o cuatro mil personas pidiendo que se vayan todos los viejos esos, la cosa se pondrá dura…

  • matronize