castrismo Cuba soviética Cubazuela Cultura DD HH deporte disidencia economía EE UU-Cuba En Cuba España-Cuba exilio historia y archivo Internet & ITC

PD

Internet & ITC

PD en la red

Lecciones del agente Clon

  • Feb 16, 201100:03h
  • 4 comentarios

Esterilizada, despersonalizada, inexpresiva, sin emociones, difícil de describir, es la imagen del profesor de oficiales del MININT que circula por estos días a través de un video conferencia, misteriosamente filtrado y rápidamente difundido a través de las redes. La figura del sujeto recuerda lejanamente la de aquel villano del cine francés de los 60’ del pasado siglo, Fantomas, eterno antagonista del fallecido cómico Louis de Funes en una saga de intrigas y persecuciones que hizo las delicias de los chiquillos de mi generación.

Claro, me gustaba más aquel Fantomas, el auténtico, no esta lamentable copia difusa que, con un leguaje chanflón, extrema pobreza de vocabulario y desenfadada vulgaridad pretende dictar cátedra sobre tecnologías de la informática a un grupo de uniformados que, aburridos hasta el bostezo, tratan de mantener expresiones de serio interés en medio de la atorrante verborragia del “profe”. Para no profanar la memoria de Fantomas, he decidido llamar a este plagiario impostor El Clon.

Ya casi todos los lectores han visto el celebérrimo video, incluso en varios sitios han identificado a la patética marioneta de turno con nombre y apellidos, año de graduación, especialidad y otros detalles. Ergo, El Clon existe, es real, lo cual —confieso— me resulta sorprendente. Personas mucho más autorizadas que yo en materia de tecnología ya han comentado sobre la disparatada sarta de fabulaciones que deshilvana el “especialista” y han puesto en evidencia la clara intención de demonizar a la blogósfera alternativa, fundamentalmente mediante los ataques a la más reconocida de sus figuras, Yoani Sánchez. Nada nuevo. Sin embargo, algunos detalles resultan de interés para hacer inferencias, en caso de que el material de la reseña sea genuino. Por ejemplo:

—Se pone de manifiesto que estos oficiales-discípulos no tienen el menor conocimiento sobre tecnología de las comunicaciones en la era de la informática, algo escandaloso si aquí se trata —a juzgar por la disentería verbal de El Clon— de estar preparados para “una dinámica de guerra permanente” en la cual “Internet es el campo de batalla”. Obviamente, tienen la contienda perdida de antemano.

—Queda demostrado que el gobierno no sólo miente con la mayor desfachatez al pueblo cubano tergiversando la realidad, sino que también se encarga de embutir inmisericordemente a los propios oficiales encargados de la seguridad de su Estado.

—Se establece, partiendo de las experiencias de la Revolución Naranja y sobre todo de la Revolución Verde iraní, que la permanencia del sistema, del gobierno y de la revolución pende de un hilo: los blogueros o cualquier joven malacabeza con acceso a las redes sociales “sin control” podría generar un conflicto. Es decir, el estallido de conflictos que puedan dar al traste con la leyenda verdeolivo no depende de la realidad sociopolítica, sino de la posibilidad de acceder a Twitter, Facebook o Youtube, lo que dice mucho de la pretendida solidez del proceso revolucionario, de la voluntad popular de defender a su revolución y de la ausencia de vínculos reales de la juventud con ésta.

—Se reconoce que el gobierno de Estados Unidos tiene la perversa intención de “permitir el libre flujo de información entre los ciudadanos cubanos y el mundo”.

—La emigración de origen cubano en Estados Unidos “está tratando de presentar una nueva cara”, por lo que han propuesto todo un programa de becas a jóvenes de la Isla a fin de entrenarlos en el uso de las más novedosas técnicas de la informática y el liderazgo. Por eso, la respuesta del gobierno cubano fue enérgica y muy propia de su sagacidad: no dejar salir a los jóvenes.

Sin embargo, a varios meses de la perorata todavía estamos esperando que el ejército de blogueros mentalmente atados y uniformados por el MININT irrumpa victorioso en el campo de batalla y nos aplaste con su tecnología y sus argumentos. Al parecer, sus portaestandartes, el tal Yohandry Fontana y su versión femenina, Tina Modotti —que a pesar de contar con todo el apoyo del mayestático poder no se atreve a postear con su nombre ni a ofrecer el rostro— no han resultado tan convincentes. No tienen mucho ranking, la verdad; será porque el encanto del bloguero estriba en el ejercicio de la más pura libertad de expresión.

Podríamos estar disertando largamente sobre esta extraordinaria exhibición del fracaso, pero no creo que merezca la pena. Estoy segura que los lectores tienen más criterios que los que comento aquí. Casi podría agradecer algunos toques de comicidad del video, como los aportes de chavezchicharronería de El Clon (“Chávez no se parece a nadie”, asegura con gozo y admiración). ¡Gracias a Dios!, añado yo; no creo que la Tierra soporte el peso de otro especimen semejante. Y aquí El Clon se permite la anécdota de un tierno detalle: el presidente venezolano, twittero por antonomasia, con la abrumadora cantidad de medio millón de seguidores, responde a los llamados de auxilio de su pueblo a través de las redes sociales y asigna a sus subordinados la tarea de satisfacer las demandas de la población.

Esto quizás explica por qué los hermanitos Castro no se abren cuentas en Twitter… Colapsarían en los primeros minutos ante la acumulación de reclamos de los cubanos.

Miriam Celaya
La Habana

Foto: Maqueta de la Universidad de Ciencias Informáticas, cuna de “troles”.

4 respuestas
Comentarios

  • El Niño Atómico dice:

    Al ver la maqueta tan impresionante, debemos recordar que esto fue construído por los soviéticos en los 80s como la base de Lourdes.

  • anonimón dice:

    Dejen a Fantomas tranquilo, el no se mete con nadie.

  • pitirre dice:

    Yohandry Fontana y su versión femenina, Tina Modotti tienen que ser ciber-antifaces, porque si se les quedan en un viajecito ¿cómo mantienen las apariencias…? La UCI es una escuela especial para oligofrénicos con actitudes para replicar código de maquina at infinitum, les falta imaginación ….

  • Fantomas dice:

    Para no profanar la memoria de Fantomas, he decidido llamar a este plagiario impostor El Clon

    ..

    no se quien esta senora que realmente la deben concer bien en su casa , mas respeto eh