castrismo Cuba soviética Cubazuela Cultura DD HH deporte disidencia economía EE UU-Cuba En Cuba España-Cuba exilio historia y archivo Internet & ITC

PD

España-Cuba

PD en la red

“Cuba es una gran mentira oculta”. Una entrevista con Vicente Botín

  • may 19, 200921:11h
  • 34 comentarios

Con una mezcla de sorpresa e incredulidad, en la mañana del sábado 9 de mayo descubrí en El País el artículo “Fidel Castro: tres entierros y un funeral.” Mi reacción no tenía que ver con el título, sino con el autor: Vicente Botín, quien seis meses antes había sido corresponsal de Televisión Española en Cuba. Inmediatamente me propuse entrevistarlo. Pensé que entre mi deseo y la realidad podrían transcurrir varias semanas. Pero ese mismo día, gracias a una amiga común, le envié el cuestionario. Me contestó enseguida: hasta el 18 de mayo se encontraba de vacaciones en el sur de España, en cuanto regresara me respondía. El 19 de mayo, no sólo recibí las respuestas, sino también una foto suya y dos del libro Los funerales de Castro (Editorial Ariel), que con prólogo del periodista Lluis Bassets será presentado el próximo 4 de junio. A continuación, la transcripción del diálogo, cien por ciento digital.

Vicente, le estoy muy agradecida por el interés y prontitud con que ha respondido. Primeramente, me gustaría que se presentara a los lectores de los tres blogs donde publicaré su entrevista: Penúltimos Días, Desde La Habana y en mi propia bitácora.

Nací en Burgos, Castilla y León, estudié Periodismo y Ciencias Políticas y Sociología en Madrid. En 1967 y hasta 1972 trabajé en la “Revista SP”, semanario de información general. Fui corresponsal volante en Latinoamérica, con sede en Chile donde, entre otros trabajos, realicé varias entrevistas al presidente Salvador Allende. En 1972 comencé a trabajar en Televisión Española, donde me he desempeñado en diversos programas y viajado por todo el mundo, especialmente por Latinoamérica, donde he realizado más de un centenar de reportajes para programas como “Informe Semanal” y “En Portada”. En 1999 fui nombrado corresponsal de TVE en el Cono Sur, con sede en Buenos Aires, hasta diciembre de 2004. Después sería enviado a La Habana.

¿Qué tiempo permaneció en Cuba como corresponsal de TVE?

Casi tres años. Desde enero de 2005 hasta octubre de 2008.

¿Cuándo nació la idea de aprovechar esa estancia para escribir un libro?

Cuando llegué a Cuba me di cuenta de que sabía muy poco sobre el país y la revolución, a pesar de todo lo que había leído y de mis dos estancias anteriores en la isla, en 1982 y 1984. En ese último año, 25 aniversario de la revolución, realicé una larga entrevista a Fidel Castro. Pero puedo decir sin rubor que no conocía a cabalidad la verdadera naturaleza del régimen ni las penosas condiciones de vida del pueblo cubano. Por eso comencé a escribir el libro, a los pocos meses de llegar, en julio de 2005.

La mayoría de los libros que había leído sobre Cuba no reflejaban lo que yo veía a diario: la lucha por la vida, la doble moral para sobrevivir, la “resolvedera”, las infraviviendas, los derrumbes, los apagones, el problema del transporte, la mentira de la educación y de la sanidad, las fantasías de los periódicos y la televisión, los problemas de los disidentes y de los periodistas independientes, el enorme control de la Seguridad del Estado, el miedo, la parálisis de la gente, etc, etc. Por eso comencé a escribir el libro. Cuba era una “aldea Potemkim” una gran mentira oculta detrás de los discursos de Fidel Castro, y tenía que reflejarlo en un libro.

¿Tuvo dificultades para hacer investigaciones y entrevistas?

Nunca le dije a nadie que estaba escribiendo un libro. Tomé muchas precauciones para que la Seguridad del Estado no interfiriera mi trabajo. Encripté mi ordenador, del que nunca me separaba, hice muchas copias en USB y periódicamente, a través de amigos o familiares, enviaba a Madrid lo que tenía escrito. Mis investigaciones, entrevistas, búsqueda de documentación y lecturas las realizaba en el marco de mi tarea diaria como corresponsal de televisión, sin insinuar siquiera que realizaba un trabajo en secreto.

¿En algún momento la Seguridad del Estado lo llamó a contar, como se dice?

La Seguridad del Estado controla férreamente a los periodistas extranjeros, pero yo no les di ningún motivo para que pensaran que estaba escribiendo un libro. Recibí muchas llamadas de atención por parte de “funcionarios” del Centro de Prensa Internacional, porque no les gustaron varias de mis crónicas televisivas, pero nunca sospecharon que estaba escribiendo un libro.

Como la corporación RTVE no acostumbra aclarar por qué de pronto “desaparece” un presentador, locutor, periodista o corresponsal, no llamó demasiado la atención su relevo por Sagrario García-Mascaraque, joven y agraciada, como gusta a los jefes del Centro de Prensa Internacional, adjunto al ministerio cubano de Asuntos Exteriores (y como todo en Cuba, controlado por el Departamento de Seguridad del Estado). Pero a mí, debo confesarle, me hizo sospechar de que algo pudiera haber ocurrido. Por eso quisiera saber la razón de su salida de Cuba.

Los corresponsales no desaparecen porque sí. Los contratos para cubrir una corresponsalía son anuales y se suelen renovar hasta un máximo de cinco años, a veces menos. Mi salida de Cuba y también la de mis colegas de Washington, Londres, París, Lisboa, Pekín, Bogotá, Jerusalén y Moscú, se debió al Expediente de Regulación de Empleo que realizó la empresa para prejubilar a los mayores de 52 años. No hay gato encerrado.

De todas maneras, la mayoría de los corresponsales extranjeros en Cuba somos “conflictivos” para el Centro de Prensa Internacional, porque no nos sometemos a su chantaje permanente para pregonar los “logros” de la revolución, aunque procuramos no cruzar la invisible raya que traza la prudencia para evitar ser expulsados del país.

¿Podría ponernos algunos ejemplos de las dificultades que enfrentan los periodistas, que como usted, se percatan de la realidad en que viven los cubanos, tienen valor y no se dejan manipular por las autoridades castristas?

El control que ejercen las autoridades cubanas sobre los corresponsales en general, se agrava con los periodistas de televisión por una razón bien simple: las cadenas de televisión extranjeras no pueden utilizar medios propios de transmisión y tienen que enviar sus crónicas a través de la Televisión Cubana, que es la encargada de “subirlas” al satélite. Eso es ya de por sí una razón para mantener un cierto equilibrio y evitar que interrumpan la transmisión, algo que cuando quieren pueden hacer y que a mí me hicieron en algunas ocasiones.

Es más eficaz una crónica posible que una crónica prohibida. Prefiero que se emitan imágenes de las Damas de Blanco jaleadas por las turbas, por ejemplo, con un texto más o menos “tolerable”, y no tener que “comerme” las imágenes sin que las vea nadie. El maximalismo es poco inteligente, más propio de quienes juzgan los hechos desde la distancia en lugar de batirse el cobre, como hacen muchos en la isla, a pesar de los zarpazos de la Seguridad del Estado.

A los que desde fuera critican el trabajo que realizamos los periodistas extranjeros en Cuba y les exigen más compromiso, habría que decirles, con el mayor respeto, que quizás ellos deberían ser los primeros en comprometerse, al fin y al cabo es su país, y jugarse el tipo, vivir en Cuba y luchar por la democracia como hacen los disidentes.

Para quienes la mayor parte de nuestra vida transcurrió bajo aquel régimen totalitario, no nos fue difícil darnos cuenta de su perplejidad a la hora de reportar el cambio de batón el 24 de febrero de 2008. Me gustaría ahora conocer cómo vivió usted aquellos días y cómo ya en España recibió la noticia de las defenestraciones de Felipe Pérez Roque y Carlos Lage, entre otros dirigentes que usted debe haber conocido.

En una de mis crónicas dije (y no me censuraron) que en Cuba no se podía decir esa frase tan socorrida de “El rey ha muerto. Viva el rey” porque Fidel Castro, desde la sombra, seguía manteniendo el cetro. Y eso lo he dicho en todas mis crónicas y lo repito en mi libro. Quien manda en Cuba es Fidel Castro y su pobre hermano no puede realizar las “profundas reformas”, económicas por supuesto, que anunció y que no serían ninguna novedad, porque ya las puso en práctica durante el período especial (“son más importantes los frijoles que los cañones”), y que Fidel, con paciencia franciscana, ha ido desmontando una por una.
Las defenestraciones —de Lage y Pérez Roque, en este caso— son una constante en todos los regímenes estalinistas. La revolución siempre devora a sus propios hijos y les exige, además, el supremo sacrificio de declararse culpables. Esas dos “muertes” son necesarias para Raúl Castro, quien tiene que rodearse de centuriones de su máxima confianza para no perecer en esa batalla sorda que libra contra su hermano. Veremos qué ocurre en el Congreso del Partido Comunista de Cuba, en noviembre. No hay que olvidar que el comandante sigue siendo Primer Secretario.

Una anécdota humana, vivida entre la población, la disidencia o con la propia militancia del partido.

Los cubanos son gente entrañable, muy cariñosos y afables… y resignados también. “No es fácil” es la muletilla que repiten y que me decían cada vez que les preguntaba que por qué no se rebelaban, por qué no salían a la calle a protestar, como en la España de Franco que había incluso cárceles para los curas contrarios a la dictadura. Aún así me siento muy orgulloso de haber conocido tanta gente buena y como anécdota, quiero decir que me siento muy feliz de haber facilitado la salida de Cuba hacia Miami de un buen amigo a quien poco después se le unió su mujer y su hijo, quienes pudieron escapar también gracias a un matrimonio de conveniencia.

Su estancia en Cuba coincidió con la de un embajador español bastante amigo de la Revolución y sus dirigentes. Ese hecho ¿fue una ventaja o un obstáculo? ¿Contó con el apoyo de la Embajada y Consulado de España, o sólo con el personal de algunos diplomáticos?

La postura del embajador de España en Cuba y la política del Ministerio español de Asuntos Exteriores no fueron un obstáculo para mi trabajo. Mantuve buenas relaciones personales con el embajador y con muchos diplomáticos, independientemente de su trabajo o de su compromiso con Cuba.

Finalmente, una valoración de la situación cubana a la luz de la actual crisis económica global, la nueva administración estadounidense y el cambiante panorama europeo e internacional, donde de pronto una epidemia o una catástrofe pueden centrar los titulares.

En mi libro Los funerales de Castro sostengo la tesis de que, a corto plazo, el objetivo de Raúl Castro, cuando se libere de la “tutela” de su hermano, será realizar reformas de tipo económico, al estilo chino o vietnamita, pero que, a largo plazo, los herederos de la revolución podrían intentar una salida “a la rusa”, es decir, “blanquear” el sistema con unas elecciones en las que al Partido Comunista de Cuba, travestido de Partido de la Nueva Cuba o algo por el estilo, no le resultaría difícil ganar unas elecciones para seguir controlando “democráticamente” al país y sus principales recursos, ahora en manos del holding GAESA, de las FAR. Los cubanos todos, los de dentro y los de fuera, están llamados a impedirlo.

Tania Quintero
Lucerna

Publicado en
,
34 respuestas
Comentarios

  • Adriana dice:

    Recién terminé de leer “Raúl Castro: la pulga que cabalgó al tigre”; y como usted dice Yo no conocía la realidad que viven los cubanos, estoy asqueada de los horrores de la revolución. De alguna manera en mi ignorancia creía que Fidel Castro nera una persona inteligente y con la lectura pude ver cómo es lo que le falta, con más de medio siglo en el poder y lo mejor que pudo hacer fue copiar un régimen y otro, sin nunca tener una idea propia. Voy por “Los funerales de Castro” para tratar de salir de la ignominia. Gracias por este libro, por el conocimiento. Le deseo muchos éxitos futuros.

  • JOSE MARTI dice:

    Estimado Botin:

    Felicitaciones por sus libros sobre Fidel Castro su horri-
    ble y miserable Robolucion, Ud.. como dijo Jose J Marti
    Perez, estuve en el mounstru y conoci sus entranas……
    esto lo escribio Marti, ya que el vivio en Estados Unidos
    la mayor parte de su vida…este pensamiento no lo
    escribio para la poblacion americana sino para el sistema.

    Ahora bien,..me llamo Jose J Marti,..pero no tengo
    ninguno de las virtudes y conocimiento que Don Pepe,
    el que suscribe,..soy un cubano ahorita de la tercera
    edad pero de a pie.

    Aunque hace 22 anos que vivo aqui en USA..al comienzo
    de juntarme con la comunidad cubana aca..encontre una
    gran division en la misma, muchas Instituciones,grupos
    etc.. pero cada uno trabajando por largo tiempo pero
    con sus ideas como grupo…nadie ha hablado de unir
    todas las instituciones etc..de cubanos en el exilio para
    entonces luchar con toda la fuerza contra el dictador.

    Ahora bien…he leido toda la Historia de Cuba..desde
    1898, cuando fue la guerra Hispano-cubana-Americana.
    sin tener preparacion,.. he visto que muchos eventos
    de nuestra historia fueron super negativos.. por lo
    tanto la horrible secuela ha sido la presencia de los
    Castro y sus secuaces…..y ya casi 54 anos de dictadura,
    cuando terminara la misma??? cuando podra haber
    un cambio positivo para los cubanos de la Isla Prision??
    solo Dios lo sabe…..afectos.
    Jose L Marti

  • JOSE MARTI dice:

    PARA PD ESPANA CUBA.

    Bien deseo felicitar esta pagina, la cual he dado con ella
    por la perseverancia y leer algunos libros de Vicente
    Botin. Pero el principal es LOS FUNERALES DE CASTRO. El cual por lo que he podido leer mas o menos,
    ha de estas maavilloso.
    Asi tambien el que suscribe, ya tengo 76 anos, vivo en
    Los Angeles Ca. mi economia no me permite gastar
    ;a cantidad que pide amazon sobre dicho libro…
    No obstante esperare que el mismo aparezca en cualquiera de las bibliotecas del area en donde resido
    para poder leerlo…..favor si me desean contestar ahi les escribo mi direccion de EMail. gracias por su futura atencion a este correo. Les deseo mucho exito siempre.
    Afectos.

    Jose L Marti

    Mi abuelos los que vivieron alla en Cuba….uno de
    Madrid y el otro de las Islas Canarias..asi que nosotros
    los cubanos nuestra mayor herencia es la espanola..
    quisiera algun dia visitar aunque sea Madrid…..
    pero desafortunadamente les repito mi economia no
    me lo permite…pero amo a Espana…afectos.

    Jose L Marti
    Compilador

  • NPB dice:

    El Sr Vicente Botín ha realizado, una excelente labor de investigación.Su libro es muy recomendable,está claro que muy pocos de los que le criticáis habéis leido el libro y francamente merece la pena por la transparencia con la que habla y lo bien detallado que está.Yo he estado en Cuba conviviendo en varias familias, concretamente en casas particulares, mientras recorría la isla y puedo decir que aporta información de gran veracidad sobre la situción política y social del país en la que se encuentra ,bastante penosa por cierto y a la que rara vez tenemos acceso, a no ser que vivas de cerca el día a día del pueblo cubano.Sabemos que hay pobreza y prostitución pero hasta que no lo ves con tus propios ojos, no lo sabes.

    Si Vicente Botín no fue del todo honesto con la información que aportó mientras trabajó como corresponsal, fue porque no le quedaba otra, no porque él en sí no lo sea,yo no lo conozco personalmente, pero sólo es cuestión de empatía(ponerse en el lugar del otro).

    El libro está muy bien documentado, y al fin ha logrado saldar la deuda que tenía pendiente consigo mismo y con el pueblo cubano, esa es mi impresión.Además de esclarecer muchas dudas sobre el sistema castrista que impera en Cuba y del que muy pocos en España tienen conocimiento en profundidad, sólo superficialmente.

    Quizá no comparto su opinión haciendo referencia a Raúl Castro como un posible cambio a mejor cuando Fidel Castro muera.Los cubanos piensan es peor que Fidel.Aún así el día que Fidel no esté aunque se produzcan conflictos será lo mejor, que a largo plazo les puede suceder para prosperar.

    Cuba es una isla preciosa! Sus gentes, su música, su fruta, sus playas…

    No dejen de visitarla!

    Saludos.

  • Luisa Maria Alvarez y Camacho dice:

    Como es posible que despues de caer la union sovietica sigan soñando con pajaritos preñados? Cuba no es la excepcion a la regla de la mentira, el terror, el hambre y lo absurdo que es el sistema comunista. Pero cada vez que me doy una vuelta me encuentro con un erudito europeo que me quiere enseñar temas de otra dimension politica y real. Este año Papa Dios. arrazalos a todos para haiti que yo me ocupo de lo demas.

  • [...] en internet. Naturalmente es muy bien acogido por la minoría bulliciosa, como por ejemplo Penúltimos Días, y cómo no por El [...]

  • rommell garcia dice:

    El trabajo periodístico y la obra “Los funerales de Castro” del colega Vicente Botin,
    es un gran aporte al conocimiento de la
    cruda realidad que se vive en Cuba.

  • [...] 19.05.09  – Entrevista a Vicente Botín, ex-corresponsal de TVE en Cuba. Otra entrevista a Vicente Botín, en Penúltimos Días. [...]

  • yodolquis dice:

    nadie que no sea cubano y dedique tiempo de su vida a escribir lo que en cuba sucede siendo su posicion cualquiera merece elogios, muchos de los que hoy hablan m,,,,,. de este hombre no tuvieron el valor de tan solo decir que el pan que nos daban era malo,,, ni mucho menos de defender la leche que a nuestros hijos le quitan a los 7 anitos. piensen mejor que ya hambre no tienen,,,,

  • [...] 19.05.09  – Entrevista a Vicente Botín, ex-corresponsal de TVE en Cuba. Otra entrevista a Vicente Botín, en Penúltimos Días. [...]

  • Antonia dice:

    POr favor, podria pasar la web del frances?
    Gracias

  • yesenia ramos dice:

    Hola:
    Principalmente felicito al sr Vicente Botin, por su responsabilidad y preocupacion de hacer ver las cosas tal y como son. Te felicito sr Botin por tu franqueza y por ser valiente y no tenerle miedo al monstro de Fidel Castro. Gracias por enseñarnos la verdadera realidad.!Que Dios le continue Bendiciendo sr Botin. Att Yesenia Ramos Vazquez, de Puerto Rico

  • [...] 19.05.09  – Entrevista a Vicente Botín, ex-corresponsal de TVE en Cuba. Otra entrevista a Vicente Botín, enPenúltimos Días. [...]

  • El Niño Atómico dice:

    “A los que desde fuera critican el trabajo que realizamos los periodistas extranjeros en Cuba y les exigen más compromiso, habría que decirles, con el mayor respeto, que quizás ellos deberían ser los primeros en comprometerse, al fin y al cabo es su país, y jugarse el tipo, vivir en Cuba y luchar por la democracia como hacen los disidentes.”

    Esa respuesta no es digna de una persona con dos dedos de frente, a no ser que no le quede otra alternativa. Los periodistas extranjeros tienen el lujo (y el deber) de poder mirar las cosas objetivamente, de poder escribir lo que ven, y de que sus palabras tengan más impacto que las de un cubano escribiendo en un blog o hablando en la calle. Si hacen otra cosa, se han vendido. Y como dice el dicho, tanta culpa tiene el que le aguanta la pata…

  • Berrinche dice:

    Gracias Tania. Teneis mucha razon, Volverino, Maite, Don Pepe, Anon (10:51), Rositica, Zenaida, Gabriel, cubano47, y Luis Perez. Lo demas es boberia.

  • Luis Pérez dice:

    Me quedo con esto, los cubanos tenemos lo que nos merecemos, que exista un Dejenerado como F.C. es nuestra culpa, no la de otros ajenos a nuestra realidad.

    “A los que desde fuera critican el trabajo que realizamos los periodistas extranjeros en Cuba y les exigen más compromiso, habría que decirles, con el mayor respeto, que quizás ellos deberían ser los primeros en comprometerse, al fin y al cabo es su país, y jugarse el tipo, vivir en Cuba y luchar por la democracia como hacen los disidentes.”

  • Gabriel dice:

    Una vez más tengo que repetir que la solidaridad no es una obligación, sino un regalo. Y como tal regalo, no se exige, sino que se recibe con gratitud.

    Pedir más equivale a exigir un regalo mayor.

    Es simplemente inaceptable.

  • exilio de goma dice:

    tres cuestiones.
    la primera, matematica: cuanta gente vio sus informes semanales? cuanta gente podra leer el libro? mas alla de las intenciones del periodista es obvio que ha llegado a mas gente con su version mediatizada que con la mas honesta.
    2.- pese a todo nos quiere vender la idea del Raul reformista. la esperanza despues de la esperanza.
    3.- quien dijo que “los cubanos somos los mas intolerantes, verticales y duros del mundo” se equivoca. los mismos espannoles en sus tiempos de exiliados eran bastante mas duros e intransigentes con todo lo que oliera a dialogo o connivencia con el franquismo que lo que podamos sonhar los cubanos. esa es la naturaleza de los exilios. el cubano no ha sido de los mas tercos aunque si de los mas largos.

    por lo demas su escenario de la salida a la rusa me parece muy atendible.

  • Arnaldito Sosa dice:

    Gente seguimos sieno la gata de Flora a la que si se lo meten grita …………………

  • Eon Flux dice:

    Maite, por favor, pasa la “web address” del frances, para ver el ( los ) documentales.

    Gracias.

  • la verdad os hara libres dice:

    Felicito a Tania Quintero al senor Botin y a este webside que es increible en traer aliento fresco a la lucha de nuestros, dias, vivi en el monstruo y le conozco las entranas nada del sistema me es ajeno, los ataques aqui contra el testimonio del senor Botin, me recuerda a todo el Fidel Castro que llevamos dentro, recuerdo la anecdota de un pobre campesino que se le ocurrio ir a la contraria al Jefe Maximo, y este le apunto no pense que la cabeza de la contrarrevolucion asomara en un mitin del pueblo cubano, estos ataques a Botin son parecidos al ayer vivido

  • cubano47 dice:

    Por eso estamos como estamos por Pen….jos.
    resulta que este periodista que reconoce que de Cuba no conocia nada, va y se mete en la boca del leon y hace un libro criticando todas las mentiras de los castros, hablo con quien sabe cuánta gente que lo unico que le decian “no es facil” y que vengan aqui a decir que gano dinero a costa de los cubanos…. le zumba el mango, a ese tipo le pagaba la compañia para la cual trabaja y esta muy bien lo que dijo refireindose a los “guapos ciberneticos” los que detras de un PC y a miles de KM, descargan su “guaperia cibernetica” “vayan y acaben con aquello, en definitiva es tu pais….”

  • zenaida dice:

    Excelente entrevista,como bien dice el corresponsal !hay que estar ahi!,debemos recordar a todos los periodistas disidentes que hay en Cuba,expuestos a la brutalidad y acoso del regimen castrista.Gracias Tania,como madre de uno de ellos te apoyamos

  • ROSITICA dice:

    Muy buena la entrevista, a pesar de que no hay nada bueno. Le recominendo que le envie un ejemplar a Victor Manuel y otro a Ana belen, a ver si finalmente ven la realidad.

  • Don Pepe dice:

    Identifico varios problemas que me siguen siendo preocupantes. El ganar dinero a cambio de un trabajo. La confusion de una conducta etica con la obligacion de tenerla a toda ultranza y tirarla a la cara de todo el mundo. La exigencia que todo el mundo haga papel de heroe por encima de la condicion humana normal. Estoy seguro que ninguno de nosotros cumple todos esos parametros o ideas a cabalidad y de forma constante. En ello van la insidiosa intolerancia, la beligerancia eterna y hasta y la inflexibilidad insensata. Ante todo, gracias a Tania por tan relevante entrevista, en un momento que a todos nos cuece el papel de los corresponsales en Cuba y el papel que juegan los “coresponsables” de semejante sistema de la gran metira. Creo gracias a esta entrevista, que todos estan en la misma situacion. Mas que darse a la critica facil, debemos darnos al analisis profundo y a la aceptacion de las condiciones humanas. Me gustan las preguntas abiertas de Tania, que respeta la individualidad del corresponsal dandole oportunidad de describir su experiencia y no de situarse a la defensiva. Gracias de nuevo Tania.

  • Volverino dice:

    El gallego lo dijo: es nuestro pais.
    El no tiene obligacion de ser deontologico ni nada de eso. Tiene todo el derecho del mundo de sacarnos dinero por partida doble… guanajos que somos.

  • VIRGILIO dice:

    Ojalá todos los corresponsales lo hicieran aunque fuera “después de …” De esa manera los que siguen reportando los “logros” y dándole loas al régimen quedarían muy mal parados. No lo justifico por reportajes mediatizados, pero soy capaz de entenderlo. Yo mismo pude hacer tantas cosas y no las hice. Yo mismo dejé de decir tantas cosas…

  • Anónimo dice:

    Nosotros los cubanos somos los mas intolerantes, verticales y duros del mundo, con los demás por supuesto, que verdad iba a decir al hombre desde Cuba como corresponsal sin haber sido expulsado de inmediato.

    Mientras estamos en el exilio nos damos el lujo de criticar a quien al menos algo está haciendo sin ser ni siquiera cubano, si tan intransigentes somos ¿Por que estamos acá y no parados en la Plaza gritando “Abajo Fidel”?

  • maite dice:

    Tania: Muchas gracias por la entrevista.

  • maite dice:

    A mí me parece muy bien que haya escrito un libro diciendo la verdad sobre la realidad cubana que vivió. Es un testimonio.
    Si todos los corresponsales hicieran algo parecido la información sobre Cuba no sería tan sesgada y poco veraz y mediada por los intereses de los grandes consorcios de la información. Si trabajaba para televisión española, trabaja para el Estado Español; y ya sabemos que los periodistas y las redacciones tienen sus compromisos con la verdad pero también, sus intereses políticos.

    Una cosa es que se mienta y otra que se seleccionen los temas de interés en función de una política editorial.

    Sobre su etapa de corresponsal, claro que nos habría gustado ver reportajes sencillos, salir del Vedado, de la oficina de Prensa internacional y pasear, conversar con la gente y filmar sin màs, simplemente, no hay que hacer mucho màs.

    Estuve viendo un reportaje de un francés que recorre el mundo con una càmara. La idea es: Je irais dormir chez vous… Le pide a la gente sin conocerla de nada quedarse a dormir en su casa. Las situaciones son increíbles en dependencia de los países. Està hecho con mucho humor.
    El documental de Cuba es impresionante, y no hace ninguna pregunta política, ni entrevista a disidentes. Se va solo en una moto al campo y entra en los universos de dos familias cerca de Melena del Sur, impresionante documental, filmando, sin màs.

  • Solabaya dice:

    Por favor. Ese señor no dice nada nuevo. Habla de su “tesis” que es mas vieja y esta mas fria que la pata de un muerto. Al final, es lo que dijo, se fue a Cuba, jodio, gano unos dolares, y despues hacen lo que todos: regreso a contar su historia (al reves) en Espana. Es tan tonto que siempre trata de comparar a Cuba con la Espana de Franco. Se paso tanto tiempo en Cuba y no se dio cuenta que no era lo mismo? joder gallego!!

  • pd dice:

    no todos los corresponsales que escriben un libro luego de trabajar en Cuba tienen por fuerza que ser catalogados de “oportunistas”. Hay muchos que no lo son: la corresponsalía les ha servido para ver las cosas más claras. Yo me paso casi todo el día criticando la visión que dan muchos periodistas extranjeros sobre Cuba, pero creo que debemos ser un poco tolerantes cuando alguno de ellos escribe un libro donde dice tres o cuatro verdades, como parece ser el caso.
    Como editor del blog, además, me ha parecido justo que aparezca aquí la visión desde la otra parte: la de un corresponsal que trataba de hacer su trabajo con las limitaciones que impone Cuba.
    Es normal que haya opiniones discrepantes, pero creo que Botín está en su derecho de escribir un libro sin que tengamos necesariamente que descalificarlo por ello.

  • Juan Hernandez dice:

    Tania, me sorprende que una periodista como tú, con verdadero historial, sienta admiración por este periodista que no respeta las normas deontológicas.
    Fue a Cuba con una actitud camaleonica, se “portó” bien y ganó miles de euros por su trabajo como corresponsal, y ahora gana otros miles, de esta forma oportunista, al escribir este libro, que puede decir verdades, pero que me hace dudar de su honestidad.
    Si hubiera sido honesto hubiera tratado de decir la verdad en sus reportajes desde Cuba y buscarse problemas de verdad.
    Te pregunto Tania, ¿cómo evaluás tú los reportajes mediatizados que hizo durante esos tres años que fue “corresponsal” en la Habana?
    Yo que los vi casi todos, te digo que era sumiso y camaleonico con el regimen.
    Te digo con respeto que no todo puede valer para lograr el fin que todos deseamos.

  • Güicho dice:

    No es bruto el gallego. Aunque su tesis futuróloga cojea de una uña: a estas alturas ya no hay “herederos de la revolución” sino herederos en la familia Castro.

    Y lo mínimo que pueden hacer los hijos y nietos de Castro I & Castro II (sobre todo los de Raúl, más enérgicos y legítimos) es defender el patrimonio familiar, conquistado tan ásperamente. Un auténtico hijo de hacendado nunca se convierte en antiesclavista. No, señor, en el peor caso vende a los negros.