Warning: file_exists(): open_basedir restriction in effect. File(/home/penulti1/public_html/wp-content/uploads/2008/10/pistol-clock.thumbnail.jpg) is not within the allowed path(s): (/usr/home/penultimosdias.com/:/home/penultimosdias.com/:/usr/home/services/:/usr/share/php53/) in /usr/home/penultimosdias.com/web/wp-includes/post.php on line 5048
castrismo Cuba soviética Cubazuela Cultura DD HH deporte disidencia economía EE UU-Cuba En Cuba España-Cuba exilio historia y archivo Internet & ITC

PD

 

PD en la red
 

Dos “atentados”

  • Oct 03, 200810:38h
  • 25 comentarios

pistol-clock.jpg

El tipo se volvió incómodo para muchos, desde los constitucionalistas románticos hasta los propietarios elementales, los de la bodega y el carro de alquiler. El nuevo rumbo que le imponía a su “rumba” no hacía más que engrosar la fila de los opuestos.

Su tendencia a simplificarlo todo se impuso hasta con los contrarios, no perdió tiempo en clasificaciones: el enemigo sería Uno, con una misma condena. Toda oposición era vestida con el traje oscuro de la Agencia, mercenarios y enemigos del pueblo, el otro extremo del espectro. O revolucionario o de la CIA.

Langley sí lo trató de sacar del camino varias veces, pero sólo acumuló una larga secuela de tentativas, errores y descoordinaciones. Una lista que hoy, con el encanto oportunista del historiador exclusivo, Fidel Castro nos pretende vender como triunfos de la Revolución, como lances oportunos y estocadas contra el mal. Faltas ajenas disfrazadas de victorias propias.

El insaciable ego del Comandante quería su propio record, un número equiparable a su obsesión por trascender. La nueva orden era cazar espías, asesinos encubiertos, pagados por la agencia, ensañados con su barba o con su arenga. Los guardianes se entregaron a la nueva tarea con devoción, y el resultado no se hizo esperar: el cómputo de atentados contra su vida alcanzó dimensiones fabulosas, cuanta persona acarició la hoja de un cuchillo y pensó en él, ya podía ser sumada a la lista de conspiradores y agentes de la CIA.

Participé en muchos casos legales de estos supuestos atentados, a veces ridículos, pero crueles y lacerantes siempre. Escojo apenas dos, como testimonios excepcionales de la farsa oficial.

·

Eran cuatro ancianos en un parque de la Habana, que sin detenerse a sopesar lo concurrido del lugar, bañaban con ron barato sus debates en voz alta, escena habitual en cuanto portal o banco quedara disponible en Cuba hacia finales de los años 80. Lo particular en esta imagen cotidiana fue que esta vez el análisis versó sobre lo peligroso que podía llegar a ser el uso de un juguete dirigido por control remoto en manos enemigas. La desinhibición que el “sábado corto” provocó en ellos les condenó a la peor pesadilla de sus vidas. Luego del consabido soplo, la cuarteta alcohólica fue detenida y trasladada a Villa Marista: debidamente identificados y acusados, formaban parte de un plan organizado para atentar contra la vida del Comandante.

Los ancianos, tras su obligada abstinencia en Villa, habían perdido la facultad de fabular. No pudieron recrear el menor elemento que permitiera a los sicarios asociarlos con un plan de esa envergadura y mucho menos como un grupo organizado, cuando cada uno decía una cosa distinta. Daba pena verlos, desesperados por resolver aquella absurda situación, exprimiendo a fondo su imaginación.

Interrogados durante largo tiempo, los cuatro viejos no pudieron regalar una sola confesión que tornara lógica la acusación en su contra, mucho más difícil de sustentar en un país donde ese tipo de juguetes sólo se ve en televisión y donde por C4 se entiende un cupón de la libreta de racionamiento, sin mayores poderes explosivos.

Cansados, destruidos y casi confesos de un crimen que nunca planearon, regresaron a sus casas convertidos en estadísticas, una más de las victorias revolucionarias, otro plan de la maldita Agencia desmontado por el ingenio de la Seguridad del Estado.

De paso, quedó terminantemente prohibida la entrada de los juguetes teledirigidos al país, sanción accesoria para el resto de los complotados, los once millones de potenciales delincuentes en quienes no se podía confiar.

·

Otro expediente detallaba el caso de un joven traumatizado, a quien la Seguridad le ocupó la pistola del padre, recientemente fusilado dentro de un espectáculo mediático de proporciones bíblicas.

Era un arma pequeña, casi decorativa, con cachas de nácar, uno de esos “hierros” que son más eficientes por la confianza que le inspiran al portador que a la hora de disparar. Ingenio mecánico que seguiría durmiendo en una gaveta de no ser por el injustificado registro policial a su casa.

Con los recientes antecedentes del padre, el muchacho no podía esperar benevolencia ni comprensión; temblaba aterrorizado ante la violencia y premura de su traslado a Villa Marista. Junto a él, también detenida, la hermosa madrastra, ahora viuda.

Tras el intempestivo traslado, nadie les dedicó la menor atención durante varias horas, técnica que los descompensaba y los hacía sentir culpables o hasta sancionados.

Cuando ambos estaban a punto de desfallecer, dispuestos a aceptar cualquier culpa, el cuarto de interrogatorio fue invadido por una pequeña comisión de uniformes y agendas, quienes aseguraron que lo sabían todo sobre el atentado al Comandante que fraguaban y que, como único podían mejorar en algo su situación, era si cooperaban con carácter extraordinario.

El muchacho se tomó unos segundos antes de reaccionar, se imaginó junto a la exuberante rubia, forzando una ridícula carrera, en un intento por alcanzar los mercedes alados y blindados del comandante, manipulando la pistolita brillante para enfrentarse a una guardia pretoriana armada hasta los dientes. Tan fantasiosa imagen le regaló un ataque de risa incontrolable, carcajadas que rayaban con la histeria, pero que contagiaron de inmediato a la rubia despampanante, quien, con el pulgar extendido y el índice acusador, simulaba un arma y a la vez que apuntaba imitaba el sonido de los disparos, “pum pum”.

Llamaron al médico de la unidad ante la imprevisible locura de ambos y para asombro de los supuestos complotados, el galeno no tomó presión ni temperatura, sólo insistió en que confesaran, que cooperaran para poderlos atender en un hospital con mejores condiciones.

Días después, los supuestos francotiradores fueron puestos en libertad, sin acusaciones ni pistola, pero el registro de atentados sí los tuvo en cuenta: otra amenaza salvada a tiempo por la Seguridad del Estado. Este acto ridículo consiguió marcarlos para siempre, cualquier infracción de tránsito desataba la ira del policía actuante, y lo que se hubiera resuelto con una simple multa provocaba la inmediata detención y traslado a la unidad policial, donde debían soportar largas amenazas y discursos sobre la inmortalidad del Comandante.

Luego supimos que todo el que entraba al tenebroso edificio donde vivían era interrogado sobre “el atentado a Fidel”. Muchos no soportaban la presión y detallaban las peores conspiraciones. La lógica no funcionaba en estos casos, y cualquier cosa dicha pasaba a formar parte del archivo victorioso, no importa si el arma era un cuchillo de cocina o una libreta de abastecimiento, la cosa era salvar al Comandante para la historia.

Camilo Loret de Mola
Miami

Publicado en
Tags
25 respuestas
Comentarios

  • cejas dice:

    camilo, con tu ensayo me di cuenta que tambien esta estadisticca es manipulable, me reifero a las mas de 600 tentativas de asesinato de fidel.sinceramente gracias

  • anibal dice:

    solo te puedo decir algo con toda sinceridad. dentro de poco, tus vivencias y experiencias aqui como abogado pareceran blanditas o magnanimas para la realidad actual

  • anibal dice:

    si esos son tu enemigos la revolucion esta mas jodida de lo que tu dices. jajajajaja
    creo que tienes que cambiar de enemigos.
    estan blanditos.
    un poco mas y tienen que salir a autocriticarse

  • camilo loret de mola dice:

    magnifico Escandell, triste realidad de lo que nos toco vivir.
    Trucutu eres abogado evidentemente, conoces a los de playa, la verdad que el paso de Mulkay por el tribunal municipal no fue muy afortunado.
    Gata, otro colega que puede dar fe de la justicia en Cuba.
    Woland siempre tan oportuno.
    Clemente el colega mayor, gracias.
    Ein ajustado 100%
    No digo el nombre de los implicados por no contar con su autorizacion, a pesar de que algunos se ueden identificar facilmente, a ellos no solo me unio la relacion abogado-cliente, fueron mis amigos, mis respetados amigos.

  • escandell dice:

    Mi querido amigo: excelente articulo, con esa prosa tan personal y divertida.Pero la pistolita me ha hecho recordar a la “hojita’ de la causa 26/90 de la Sala de los delitos contra la Seguridad del Estado del Tribunal Provincial Popular de ciudad de la Habana, contra el medico forense Juan Francisco Gonzalez, Eduardo Prida y mi defendido Mario de Jesus Godinez Sarmiento.

    Entre los muchisimos cargos que pesaban en las Conclusiones del Fiscal (la ilustre y distinguida Edelmira Pedric), estaba el de que Juan Francisco le habia entregado a su hermano Jacinto( creo era su nombre) al despedirlo en el areopuerto rumbo a los Estados Unidos(Jacinto era un preso politico liberado por gestiones politicas), una “hojita” de los arbustos sembrados en la Quinta avenida, para convertirlo en explosivo y asi atentar contra el Coma-andante, pues Quinta era una de las vias mas utilizada en su desplazamiento.
    Afortunadamente, en 1996, estos compatriotas fueron liberados creo por intervencion de Bill Richardson y todos estan en los Estados Unidos.

    “Tu conciencia”, puede ser Pavel, Ramiro, Gonzalo…o cualquiera de aquellos que me detuvieron en febrero de 1996 en la sede del Tribunal Municipal de Plaza , cuando tenia en mi poder un contrato Juridico para defender al colega Leonel Morejon Almagro, arbitariamente sancionado por los delitos de resistencia y desobediencia y que al demandar la Orden de detencion- me expresaron que yo veia muchas peliculas los sabados” o cuando en las mazmorras de la Septima Estacion de policia donde fui conducido, y a solicitud de hablar con el Fiscal, para preguntar por los cargos en mi contra, uno de esos: “tu conciencia”, Pavel, Ramiro, o Gonzalo, me expresaron yo estaba detenido por sus “coj….” y que si gritaba viva fidel me liberaban.por supuesto pase alli 2 noches.

    Perdoname, haber aprovechado esta oportunidad para dar cuenta del poco respeto que por la ley y la justicia sienten estos testaferros, pero especialmente, por los encargados de administrarla, de ahi que “tu conciencia”, puede haber sido uno de los miembros del Tribunal Provincial Popular de Guantanamo que el 16 de septiembre, palo en mano ataco a los familiares de Yordis Garcia Fornier y de Israel Poveda, sancionados injusta y arbitrariamente a 1 ano y ano y medio respectivamente, para escribir otra pagina bochornosa de la judicatura cubana.

    Aprovecho, tambien para recordar a mis colegas del Bufete de San Antonio de los Banos; Xiomara, jorge Luis, Yinet, que fueron ellos y una secretaria del Tribunal Municipal de San Antonio de los Banos, que gracias a sus declaraciones evitaron, que un operativo burdo de la Seguridad del Estado, pudieran haberme sancionado penalmente.

    A “tu conciencia”, si eres abogado, que lo dudo, puedo solo recordarte que el “Ejercicio de la abogacia puede ser la mas noble de las profesiones o el mas vil de los oficios” .

    Un abrazo; Juan Escandell Ramirez, abogado de la Corriente Agramontista.

  • trucupey dice:

    Camilo estas doliendo y mucho,a esos casos sumale el del pobre mexicano borracho que al timon de un viejo VW se llevo una roja en 5ta. avenida y mal coincidio en tiempo y espacio con la caravana dictatorial,lo acribillaron a balazos;convirtiendose en una estadistica mas de los tantos atentados al monarca y sin saberlo en un agente de la CIA.Desde el cielo el charro de preguntara que carajo tomo ese dia.Coincido contigo en lo relacionado con tus companeros de 5ta F,puedo dar fe de la integridad y valor personal de Albertini y Solas;pero discrepo contigo en lo relacionado a Mulkay,no lo quieras tanto,su pensamiento y letra no alcanzaria a utilizar un termino como opereta,demasiado para el,o es que no recuerdas su triste actuacion como presidente del tribunal de Playa.En buen cubano te diria “que es mucho para un cartucho”.

  • JORGE FABELO dice:

    es una de las miles y miles de anecdotas verdades y soberanas estupideces que pasan a diario en esa isla….. si de veras hay un record de atentados a ese animal ya hace mucho que esta roto o superado pues a diario millones de ese pueblo lo desean matar

  • Raul dice:

    Excelente la sintesis de ambos casos.Nosotros mejor que muchos sabemos como funciona la justicia revolucionaria.
    Bandidos!!! los que usan nombre de otros..a proposito un saludo a “los muchachos”de 5ta F y 110.
    Camilo un abrazo.

    El Gata

  • Woland dice:

    “Un borron (sic) de opereta barata …” Un bórron de opereta barata… ¿Ves, Camilo? ESO es ser original. 🙂 Desconecta de los ladridos y sigue con el libro. ¡Más traspiés de opereta barata!

  • camilo loret dice:

    Cesar que menciona a gente digna y por las que guardo un profundo respeto.
    ese comentario y otros que últimamente aparecen manejan informaciones disímiles que solo conoce una persona, mi viejo amigo Mulkay, a quien le ordeñan y no le cuidan, son así los verdugos.
    La exquisita ortografía de mis hermanos de 5ta F no habría permitido ese manejo de comas

  • Isadora Duncan dice:

    la conciencia esta jodida, la conciencia es envidia, donde haye envidia siembre yo fe…..
    de San Francisco de Asis, tenemos un comunñanga aqui infiltrado y un envidioso.
    Amad a vuestros enemigos y haced el bien a los que os odian’, pues nuestro Señor Jesucristo, cuyas huellas debemos seguir, llamó amigo al que lo entregaba y se ofreció espontáneamente a los que lo crucificaron (S.Francisco, 1Reg 22).

  • camilo loret dice:

    mi conciencia se equivoca
    son muy dignos mis queridos hermanos de 5ta f para prestarse a esta patranna
    A mi conciencia le duelo duro y se agarra de mentira y nombres falsos.
    los casos son faciles de chequear, los ancianos fueron defendidos entre otros por David ferrera, que esta Cuba y es facil de contactar.
    La viuda sigue en Cuba, el muchacho en miami, con un poco de interes los pueden encontrar y preguntarles
    de paso saludame a mi gran amigo Frank Mulkay, dile de mi parte que no importa lo que hace, siempre le di mi amistad plena y se la sigo manteniendo,

  • César Reynel Aguilera dice:

    pd, ¿Los firmantes de “tu conciencia” accedieron desde La Habana, o es que ya todos esos ex-compañeros están en Miami?

  • tu conciencia dice:

    Sin comentarios ——- Roma paga a los traidores ,pero los desprecia.

    Patetico tu escrito , estas hecho un tia tata cuenta cuentos , de medias verdades esta hecho este mundo y tu eres un fiel reflejo de ello, al final ya ni original eres , en fin te has convertido en un borron de opereta barata.

    Firma: Tus ex-compañeros del buffete de 5ta -f y 110 , Playa— Albertini.Sola,Dorisbel,etc……

  • del aguila dice:

    Esta muy bueno este relato Camilo. Un día tengo que hablar contigo acerca de los tribunales de Cuba, y como se las arreglan los abogado para defender un caso allá.
    miguel

  • César Reynel Aguilera dice:

    Camilo,

    Ni los pacientes psiquiátricos han escapado al celo interrogador de los esbirros. Conozco dos casos de enfermos, con diagnósticos de esquizofrenia, que fueron “procesados” como vulgares criminales cuando mencionaron -en sus delirios- la posibilidad de atentar contra el asesino. Otra página bien triste de la historia del castrismo. Gracias por recordarla.

  • Magnifica la descripcion de estas dos piezas de la surreal leyenda de los “atentados” contra el coma-ex-andante y su condicion de “invicto”.

    Es importante notar que aunque para estafar a la opinion publica mundial, ambos, Castro y el gobierno norteamericano digan otra cosa, de la CIA y el gobierno de Estados Unidos el tirano secuestrador de Cuba no ha recibido atentados sino todo lo contrario, proteccion.

    Probablemente desde mucho antes de secuestrar la soberania del pueblo cubano el primero de enero de 1959 ya el tirano Castro era un protegido del establishment norteamericano. Recordemos solo a modo de ejemplo al tenebroso Hebert Matthews, hoy considerado por muchos como un “front man” del gobierno real de Estados Unidos.

    Quien todavia no lo crea solo debe preguntarse como podria sobrevivir una ridicula tirania personal tropical de teatro bufo, que pretendia “enfrentar al imperialismo” abriendo huecos que no protegian a nadie ni siquiera del impacto de un cohete de juegos pirotecnicos (fire works) en los frentes de las casas, ante el descomunal poder y recursos de la primera potencia del planeta, a menos que dicha potencia en lugar de enemiga de la tirania fuera su complice.

    Gracias,

    Dr. Octavio Dilewis Ibarra

  • MARGARITA GAUTIER dice:

    MUY BUENO CAMILO! DIRIA QUE EXCELENTE!
    ES CIERTO QUE NUESTRO QUERIDO COMANDANTE QUIERE PERPETUARSE EN LA HISTORIA COMO EL UNICO, EL INVENCIBLE Y EL VICTORIOSO, ESE SIEMPRE HA SIDO SU UNICO Y PRINCIPAL INTERES, LA POSTERIDAD…..
    POR LAS OTRAS ANECDOTAS DEBERIAS DE HACER LA RECOPILACION QUE DE SEGURO TENDRAS MUCHAS MAS HISTORIAS QUE CONTAR Y ESCRIBIR UN LIBRO PORQUE SON BIEN INTERESANTES. PERO QUE COSA MAS GRANDE LOS TARUGOS INCAPACITADOS DE SEGURIDAD DEL ESTADO Y VILLA MARISTA SON UNOS SIN CEREBRO Y EL COMA ANDANTE COMO SIEMPRE JUGANDO A LA GUERRA
    COMANDANTE ARMANDO GUERRA
    BRAVO BRAVO CAMILO…….
    CONGRATULATIONS!

  • Ana Loret de Mola dice:

    Lo creo porque tú lo dices.
    Si non e vero, e bien trovato.
    (Que me disculpen los italianos si la Ortografía no es correcta)
    Ana.

  • hombre de la rosa dice:

    Qué horror Camilo, cuanto habrás padecido intentando hacer justicia en un lugar donde la culpabilidad se inventa descarada y absurdamente. ¿Qué esperas para escribir un libro? Camilo, por alguna casualidad, ¿conociste a una jueza llamada Amelia Rodríguez Cobián? No dejes de mandarme tus artículos. Saludos, Raquel

  • Camilo

    Estas son las historias que el mundo tiene que conocer, como un dictador y sus ayudantes an manipulado la historia cubana por los ultimos 50 anos a bases de mentiras, sigue dandoles duro.

    Saludos Luis Dominguez

  • thelma dice:

    Creo que todo puede ocurrir en nuestro Macondo.
    Thelma

  • Ein zuverlaessiger Freund dice:

    Es cierto que provocan hilaridad, a posteriori, los increíbles y truculentos manejos que realizaban las gloriosas fuerzas que protegían al ser supremo, en aras de probar lo eficiente de su funcionamiento. Este tipo de amenazas resultaban provechosas también para llamar la atención y escalar posiciones dentro de otras fuerzas u organizaciones marginales. Asi la detención de un ratero o un carterista huyendo a la carrera por la 5ta Avenida de Miramar podía adquirir significaciones políticas, si se le ocupaba una piedra que se disponía a arrojar a la caravana real y al agente oriental que impedía el potencial atentado se le remuneraba con una colchoneta adicional en la litera del albergue policiaco.
    Lo desagradable del asunto radicaba en verse involucrado como acusado. Salirse de una de esas podía costar más de un dolor de cabeza.

  • Clemente Gomez dice:

    Muy bueno Camilo, has hecho una excelente condensacion de los dos casos. Lo que mas me gusta es la forma elegante novedosa y gracil que empleas para escribir. Creo debes sentarte y comenzar a llenar cuartillas sobre esas vivencias tan interesantes. Un abrazo, de
    Clemente Gomez

  • Woland dice:

    Muy bueno, Camilo. Ojalá y tengas tiempo de extender esta lista algún día, en forma de libro. Estoy seguro de que las paranoias de la Bestia y sus acólitos superan por goleada a lo que pueda imaginar cualquier escritor / guionista…